Mostrando entradas con la etiqueta Retoque fotográfico. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Retoque fotográfico. Mostrar todas las entradas
19 noviembre, 2015

Alternativas económicas a Photoshop para empresas

En este artículo voy a hacer un par de recomendaciones relacionadas con el software, en respuesta a una pregunta que se me ha hecho en ocasiones. ¿Qué alternativas existen para el programa Photoshop? Pues es indudable que éste es caro, especialmente debido a su posición de cuasi-monopolio en el mundo de la edición gráfica.

Pues bien, actualmente –esperemos que eso cambie y aparezcan más-, en mi opinión las alternativas son sólo dos: MAGIX Photo & Graphic Designer y Gimp. El primero es un programa parecido a Photoshop, con mucho también de Corel Draw, que va ya por la versión 11 y es muchísimo más barato que Photoshop: 70€ en un único pago frente a 144€ cada año por parte del programa de Adobe (en su versión más económica). El segundo es el ya también consagrado Gimp, creado inicialmente para Linux y en este caso totalmente gratuito. Voy a hablar un poco sobre todos ellos.

Sobre MAGIX Photo & Graphic Designer.

Recortando una foto con Magix. Es sencillo usando directamente el icono de la cámara fotográfica.

En general, todo el software de Magix (alemán) aparece como una buena opción alternativa al no precisamente barato software de Adobe, especialmente para pequeños negocios o pymes al estilo de las papelerías, copisterías y pequeñas imprentas. También para tiendas de fotografía, revelado de fotos, etc… puede ser bastante útil. Digo esto porque cuenta con amplias galerías de recursos como álbumes de fotos ya diseñados, felicitaciones, invitaciones de bodas-bautizos-comuniones, etc… Todo listo para usar, son plantillas acabadas que se usan con un simple clic y luego poniendo las fotos y cambiando el texto. En definitiva cosas que vendrán muy bien al trabajo cotidiano de cualquier papelería, copistería o tienda de revelado-impresión de fotos.

A continuación muestro algunos ejemplos:

Algunos de los álbumes de fotos que trae Magix.

Algunas plantillas de calendarios de las que trae el programa.

Muestra de invitaciones, felicitaciones, etc...

Galerías de ilustraciones y clip-art de empresa.

Plantillas de folletos y flyers incluidas. Muestra.

Por lo demás el resto de trabajos gráficos rutinarios (recortar fotos, eliminar “ojos rojos”, retocar imperfecciones, ajustar niveles de iluminación y color), son relativamente sencillos de hacer con Magix Photo & Graphic Designer. Para el usuario habituado a Photoshop no supondrá mayor problema (como digo es una mezcla entre este programa y Corel Draw, de alguna manera).

Al ser un software de pago contaremos con soporte técnico profesional, actualizaciones de seguridad automáticas y muchos servicios. Pero casi lo más interesante en mi opinión son las galerías de recursos (imágenes y diseños ya hechos) que incluye, como ya hemos comentado y visto antes. Básicamente, trae todo lo que necesitará un negocio como los antes descritos (papelerías, copisterías, etc), y también para oficinas (incluye tarjetas de visita, cartas, presentaciones, certificados, folletos, revistas, vales… incluso plantillas para banners en formato Flash).

Es un programa muy interesante para todo tipo de pymes y autónomos, que no deberían andarse con programas pirateados. Para ellos lo mejor es ser totalmente legales, tener facturas de los programas comprados, acceso al soporte técnico, etc… En mi opinión, para estos negocios no tiene mucho sentido pagar las caras licencias de Photoshop, InDesign, etc… existiendo programas como éste.

Hay que mencionar el apartado de los requerimientos técnicos, pues es igualmente importante. El software de Adobe empieza ya a necesitar computadoras poco menos que de la NASA para funcionar (tiene elevadísimas necesidades en cuanto a la memoria RAM, la velocidad del procesador y el espacio en disco disponible). Y estos requerimientos cada día crecen más y más. En una sencilla oficina va a ser difícil que tengan un equipo tan avanzado, en la mayoría de los casos. Frente a eso, el software de Magix tiene unos requerimientos bastante sencillitos, a saber: Windows Vista, 7 o superior, 700 MHz de procesador y 512 megas de RAM. 300 MB para la instalación del programa.

Requisitos mínimos del programa.

No es mucho para lo que hay hoy en día, esto lo puedo asegurar. Y no digamos en relación con los requerimientos del último Photoshop (2 GB de RAM y se recomiendan 8, 2 GHz o más de velocidad de procesador, 2 GB también de espacio en disco disponible).

Sobre Gimp.

Captura de pantalla de la interfaz del programa Gimp.

Gimp es otra opción a considerar, indudablemente. Con este programa, pese a ser gratuito, puede hacerse casi lo mismo que con Photoshop, pues cuenta con una numerosísima comunidad de desarrolladores a escala internacional. Es software que forma parte del proyecto GNU, relacionado con las encomiables iniciativas del software libre, y por tanto muchas personas en todo el mundo contribuyen a su desarrollo sin ánimo de lucro. Cuenta además con versión en español y no tiene unos requerimientos técnicos tan elevados como Photoshop.

No obstante, al igual que ocurre con sus homólogos Inkscape (alternativa a Illustrator) o Scribus (alternativa a InDesign), son programas no precisamente fáciles de usar, lo digo por experiencia. Incluso para un usuario avanzado como yo presentan muchas dificultades, la curva de aprendizaje es bastante alta. No creo que nadie pueda negar esto. Existen muchos tutoriales para aprender a manejar estos programas gratuitos, incluso en español, pero en general todo es bastante caótico.

Así pues, sin duda iniciarse en el uso de estos programas es una excelente iniciativa, pues podremos usarlos siempre –su desarrollo es continuo, y seguirá siéndolo en el futuro, relacionado con Linux y el software no propietario-. Exigirán eso sí dedicación permanente (mirar foros, tutoriales, etc…), pero nos liberarán de pagar absolutamente nada.

De igual forma contaremos con muchas menos plantillas y recursos. De alguna forma, estaremos bastante más solos, pese a la abundante documentación (excesivamente técnica). Sea como sea, para descargar la versión en español de Gimp –os animo a hacerlo- dirigirse al siguiente enlace.

Leer más...

24 septiembre, 2015

Cómo añadir extras a Adobe Photoshop

En esta entrada rápida voy a guardar la referencia de un tutorial muy básico, pero que tal vez será de utilidad para los usuarios menos avanzados de Photoshop.

Concretamente, el blog especializado saltaalavista, que cuenta con una buena colección de guías y además en un correcto español, ha realizado un breve tutorial explicando cómo cargar o instalar degradados, pinceles, acciones, motivos, estilos, formas personalizadas, etc… Es decir, cómo añadir nuevos elementos extra a la biblioteca básica que trae por defecto el programa.

Añadiendo nuevos degradados al panel.

Son cosas útiles para cualquier diseñador o ilustrador (ahorran trabajo), y especialmente para los usuarios de La Grafiteca, pues aquí se acumulan numerosas referencias de recursos de este tipo (extras para Photoshop como pinceles, patrones o motivos, estilos, acciones, etc…).

Así pues, para consultar una breve guía acerca de la instalación de dichos extras, dirigirse a:

Cómo Cargar e Instalar Recursos en Photoshop | Saltaalavista Blog

Aprovecho así mismo para recomendar dicho blog, muy bueno en cuanto a tutoriales, y además de elaboración propia.

Leer más...

17 junio, 2014

Tutorial para dar efecto antiguo a una fotografía

En esta entrada voy a incluir la referencia de un buen tutorial que explica paso a paso cómo convertir una fotografía moderna en antigua. Es decir, más que convertir lo que conseguiremos será retocar la imagen a través de Photoshop para otorgarle un look sepia vintage y un aspecto desgastado y viejo, como si se tratara de una foto antigua de principios del siglo XX o similar.

Estamos por tanto ante una técnica de retoque y tratamiento digital de imágenes, que interesará a los profesionales y aficionados al campo de la edición gráfica. El resultado sería éste:

Fotografía moderna de una mujer a la que se ha dado un efecto o look antiguo mediante Photoshop.

Como puede verse, a la chica de la fotografía se le ha dado una especie de tono de color sepia (o más bien cartón), y mediante el concurso de una textura fusionada se le han añadido grietas, arrugas y manchas para acentuar el aspecto antiguo.

Muy a menudo hablamos del uso de texturas grunge (gastadas, deterioradas) mediante la fusión de capas que permite el programa Photoshop, y este tutorial constituye un buen ejemplo de ello. No hace mucho incluimos la referencia de un buen set de texturas de cartón (fotografías en alta resolución), y si nos fijamos en el fondo de esta imagen veremos que se ha usado una textura de este tipo para dar el look de "foto vieja".

Esto se consigue mediante Photoshop, poniendo la textura en otra capa y fusionando después ambas, usando un modo de fusión apropiado y bajando la opacidad de la textura (que tendría que estar encima de nuestra foto, lógicamente).

Todos estos pasos están muy bien explicados en el tutorial. Así pues, para consultar dicha guía, nos dirigiremos al siguiente enlace:

How to Make a Photo Look Old | Design Instruct (ahora WebpageFX.com)

Aquí el antes y el después:

Antes y después del uso de la técnica para dar efecto vintage a una fotografía.

La única pega es que el tutorial está en inglés. Os resumo a grandes rasgos su contenido (afortunadamente la guía cuenta con abundantes capturas de pantalla, lo que facilita muchísimo el seguimiento pese al idioma no español).

  1. Lo primero será pasar la foto a blanco y negro y contrastarla mucho, para que no quede mucho gris, sobre todo tonos negros y blancos casi puros (la "quemamos" en definitiva).
  2. Añadimos una imagen en una nueva capa arriba con una textura como de pergamino (se incluye enlace de descarga en el mismo tutorial). A continuación se fusiona la capa en modo "Multiplicar" con opacidad 70%.

    Paso importante en la guía para dar efecto vintage a una foto: añadir textura de pergamina y fusionar capa en modo multiplicar con opacidad 70%.
  3. A continuación añadimos una segunda textura, en este caso de cartón (como las que se aportan en el enlace que puse en primer lugar). Mediante esta textura añadiremos arrugas, grietas, manchas... aspecto desgastado y viejo, en definitiva. En la guía hay varios pasos referidos al tratamiento de la fotografía de dicha superficie de cartón, destinados a pasarla a blanco y negro con mucho contraste, de forma que el fondo sea casi blanco y las grietas muy negras. Así se fusionará mejor con nuestra fotografía.
  4. Por último, daremos a la fotografía el color sepia, propio de las fotos muy antiguas. Esto en la guía se hace mediante un degradado de color, aunque Photoshop cuenta con una acción automática para este mismo fin. Con ello tendremos nuestra fotografía con un marcado look vintage.
Leer más...